El románico español es uno de los más ricos de Europa, no sólo por la cantidad de testimonios conservados sino también por la calidad de muchos de ellos. En este variado y extenso catálogo de obras sobresalen algunos edificios con particularidades propias y específicas que los hacen singulares dentro del panorama general del estilo. En estas cuartas jornadas se analizarán seis monumentos del románico hispano que destacan por sus formas, su decoración o su proceso constructivo. De ello se encargarán historiadores de distintas universidades que realizarán una puesta al día sobre estos conjuntos y tratarán de dar respuesta a las incógnitas que todavía presentan muchos de ellos, siempre desde metodologías y enfoques actualizados.

El curso va dirigido a todo tipo de público, desde estudiantes universitarios a entusiastas del arte románico en general.